1 Diferencias entre la madera natural, el contrachapado, el aglomerado y el DM


La calidad de un mueble muchas veces depende de la materia prima con la que se ha construido este. En principio estos los materiales básicos que podemos encontrar en los muebles serían:

Madera Maciza, Contrachapado, Aglomerado, y DM.


Madera Maciza: Sería el material primitivo con el que se han venido fabricando los muebles.  La madera natural otorga al mueble un cierto valor en si mismo, y le da carácter de pieza única en el sentido de que al ser una materia prima natural inevitablemente lleva aparejada imperfecciones. Es importante considerar la existencia de unas direcciones en las que la madera se comporta diferente de otras. Se apreciarían las vetas de la madera que se relacionan con la forma de crecimiento del árbol.

Contrachapado: Consiste en juntar láminas delgadas de madera natural mediante encolado y generalmente cambiando las direcciones de la veta de la madera. El material resultante es una superficie generalmente plana y que tiene buena resistencia en cualquier dirección. Además se evitarían alabeos ante los cambios de humedad.  Este material ya se empleaba hace 200 años por lo que se puede encontrar en muebles antiguos. En general la tecnología de fabricación ha ido reduciendo los espesores de las chapas.

Aglomerado: Consiste en astillas y serrín de madera prensados y encolados. No suele tener alabeos pero suele tener menos resistencia y dureza en la superficie. La superficie de corte suele quedar basta. Sería mas moderno y no se ha usado frecuentemente hasta hace unos 50 años.  

DM: Consiste en una pasta de papel prensado. Tiene parecidas características que el aglomerado pero la superficie de corte queda mucho mas fina. Seria mas moderno todavía y se ha venido usando de unos 20 años a esta parte.

Hay que decir que muchas veces el aglomerado y el DM para mejorar su aspecto y dureza de superficial se forran con chapas de madera natural, haciendo una especie de contrachapado mixto con estos materiales.

Comportamiento de los materiales al recibir humedad: La madera en general tiene tendencia a absorber agua del aire cuando el ambiente es húmedo y a perder agua cuando el ambiente es seco.
Con el aumento de la humedad la madera Maciza aumentaría su tamaño en la dirección transversal a las vetas siendo prácticamente nulo el aumento de tamaño en dirección a las vetas. Si la madera está confinada se pueden producir presiones muy importantes.  En los muebles en general se tiene en cuenta este efecto dejando holguras entre los elementos, aunque también es frecuente ver desperfectos por los cambios de humedad, en cualquier caso tendrían arreglo. El efecto típico de la madera natural plana sometida a un ambiente húmedo por un lado y seco por el otro es un abombamiento por alargamiento de la cara húmeda, al atravesado de la veta.  

El contrachapado en general como tiene vetas unas a la contra de las otras, en principio no hincharía y no se deformaría del estado inicial. Sin embargo hay que tener en cuenta que los contrachapados mas antiguos están hechos con colas animales. Estas colas si se llegan a empapar de agua líquida se reblandecen y la chapa mas externa se levanta. Esto que suele ocurrir a veces se puede arreglar.

El Aglomerado en general sería inmune a los cambios de humedad ambiental. Si la cola empleada en la misma se reblandece con el agua entonces se podría deshacer si se empapa de agua. Si la pieza empapada se deja secar normalmente recupera las características parecidas a las iniciales.

El Dm se comportaría similar al aglomerado, aunque con la diferencia de que la superficie tiende a hincharse en la zona empapada haciendo una especie de ampollas, las cuales quedan después de seco el material. Como muchas veces el DM viene directamente barnizado el arreglo es muy difícil.

Como distinguir en los muebles: A veces no es fácil. En principio si en la pieza se aprecian mermas y alabeos esto sería indicativo de que sería de madera maciza. Hay que fijarse en el dibujo de la madera por el exterior y el interior de la pieza, si este no coincide es indicativo de que hay una chapa de madera diferente. En general cuando la pieza forme dibujos simétricos es indicativo de que se está empleando dos chapas de madera que se han cortado de la madera natural una encima de la otra. Además cuando aparecen superficies de trepa (raíz) o Palma (división de las ramas), que dan mucha vistosidad a la superficie, son indicativos de que la pieza es contrachapada.

Para descubrir el uso de aglomerado habría que fijarse en los interiores puesto que muchas veces la cara exterior estaría con chapa de madera natural. A veces también aparece con chapa en el interior pero se puede descubrir en los cantos, en los ensambles entre elementos. Esto podría ser aplicable al DM, con la particularidad de que el DM puede llevar un dibujo imitando las vetas de la madera y directamente barnizado. Entonces se notará que la superficie es perfectamente lisa y no tiene ninguna irregularidad.

 

 

Dirijan comentarios a          Email: alberto@almonedabercedo.es          Teléfono 656 73 96 10      

Volver